Judíos ultraortodoxos harán el servicio militar tras finalizar la "Ley Tal"

Los israelíes ultraortodoxos deberán ser llamados a filas al igual que el resto de la población, tras expirar el plazo dado por el Supremo a la ley que les eximía del servicio sin que los partidos hayan logrado acordar una nueva legislación.

A la declaración por parte del Supremo de la inconstitucionalidad de la ley que les favorecía, por considerarla discriminatoria contra el resto de la población, siguió en Israel un encendido debate social (con manifestaciones multitudinarias incluidas) y un terremoto político que llevó a la salida del principal partido del Parlamento (el Kadima) de la coalición gubernamental.

En virtud de un status quo que data de la creación del estado en 1948, los miembros de este colectivo quedó excluido de las obligaciones militares que tiene el resto de la población.

La cancelación de la ley que eximía a los "haredim" (temerosos de Dios), conocida como Ley Tal, supone la entrada en vigor para ese segmento de la general Ley del Servicio Militar de 1986 y que llama a filas a todo el que esté capacitado para ello.

El ministro de Defensa, Ehud Barak, ha dado al Ejército un plazo de un mes para que le entregue una propuesta práctica para empezar a reclutar a los integristas judíos, la mayoría de los cuales se niega a servir al considerar que deben dedicar su vida al estudio a tiempo completo de los textos religiosos.

La ordenanza militar será un plan temporal, hasta que el Parlamento logre sacar adelante una nueva ley, y deberá tener en cuenta el mandato del Supremo, las facultades de los reclutas, los requisitos y necesidades del Ejército y el principio de "compartir el peso" del Estado entre toda la población, indicó Defensa en un comunicado.

Barak también ha dado instrucciones para que expandan y amplíen las unidades destinadas a los ultraortodoxos, que no se unen a las regulares por su estricto seguimiento de la "Halajá" (ley judía) que les impide, entre otras cosas, compartir espacios con mujeres, comer nada que no sea estrictamente kosher, o activar instrumentos electrónicos o viajar en coche en la jornada sabática.

En la actualidad, el Ejército cuenta con varios programas para los "haredim", entre ellos el denominado "Netzech", para soldados de combate y no combate de entre 18 y 21 años, y el "Shachar" para varones de 22 años o más, a los que se entrena como técnicos, programadores, conductores o para labores de inteligencia, informó a Efe un portavoz militar.

El titular de Defensa ha ordenado también "ampliar los medios coercitivos" para enfrentarse a aquellos que traten de eludir sus responsabilidades.

El Foro Israelí para la Igualdad del Servicio recordó en un comunicado que, a falta de normativa, el Estado tiene la obligación de llamar a filas inmediatamente a todos los "haredim" de 18 años y, en el plazo de un año, a todos aquellos a los que se concedió una exención por dedicar su vida a la Torá (Pentateuco) y otros libros sagrados. AcontecerCristiano.Net
Con tecnología de Blogger.