Evangélicos abandonan su pueblo debido a presión de católicos

MÉXICO.- Un grupo de 26 familias evangélicas abandonó su comunidad de origen en el poblado La Piedad, del municipio de Las Margaritas, en la selva de Chiapas, después de que católicos tradicionalistas les suspendieron el suministro de agua potable, energía eléctrica e impidieron la recolección de leña.

Genaro Jiménez López, representante de los agraviados, informó que el pasado 14 de abril los cristianos evangélicos se desplazaron de su tierra de origen al municipio de Comitán de Domínguez para resguardar su integridad física.

El vocero de los evangélicos denunció que las autoridades del poblado les exigen el pago de 5 mil pesos por familia, además de que los condicionan a dejar sus creencias para tener acceso a los servicios básicos, suspendidos desde hace casi un mes.

Precisó que si bien no fueron desalojados directamente, las familias dejaron la comunidad presionadas por la prohibición de los servicios fundamentales.

"No nos corrió la comunidad pero como ya no tenemos agua, no nos permiten recolectar leña ni usar el sello, el domingo a las 21 horas salimos las 130 personas hacia la ciudad Comitán, donde permanecemos refugiados", detalló.

Genaro Jiménez expuso que el distanciamiento con las autoridades tradicionalistas creció porque los evangélicos se negaron a proseguir el pago de cooperaciones, de 35 o 50 pesos, para las festividades católicas del lugar.

El evangélico señaló que interpusieron una querella por privación ilegal de la libertad, derivado de la retención de cuatro evangélicos, antes de que dejaran el poblado. F: El Universal MX / AcontecerCristiano.Net
Con tecnología de Blogger.