Misionera dice a los asesinos de su esposo: "Los amo y perdono"

Misionera perdona a los asesinos de su esposo
LIBIA.- El profesor norteamericano Ronnie Smith, era un "hacedor de carpa", un término para alguien que deseaba trabajar como misionero, pero desempeñaba su profesión para eso. La estrategia es particularmente común en los países donde está prohibido predicar abiertamente.

Ronnie fue asesinado a tiros por hombres armados en Bengasi, en Libia, a principios de este mes, mientras que corría cerca de su casa. Las circunstancias de su muerte todavía no están totalmente aclaradas, si fue un crimen común o está conectado con el hecho de que era un cristiano en un país que ha masacrado a cristianos continuamente.

Su esposa, Anita Smith, de 33 años, dio varias entrevistas a cadenas de televisión con declaraciones que no dan lugar a dudas de su compromiso cristiano. La pareja expresó claramente que deseaban que la población musulmana de Libia, que enfrenta a una guerra civil desde hace más de dos años, pueda conocer a Jesús. Incluso escribió una "carta abierta" al pueblo de Libia, que se ha leído en la televisión. A menudo en medio de lágrimas.

Misioneros en Libia
La carta dice: Ronnie Smith era mi esposo y mi mejor amigo. Amaba al pueblo de Libia. Durante más de un año trabajó como profesor de química en una escuela en Bengasi… Venimos a Libia porque vimos el sufrimiento del pueblo libio, pero también su esperanza, y queríamos ayudar a construir un futuro mejor…

Los amigos y familiares en los EE.UU. siempre estaban preocupados por nuestra seguridad… Nos quedamos porque amábamos al pueblo de Libia, y creímos que merecíamos correr el riesgo. Aun sabiendo todo lo que hoy sé, no tengo ninguna duda que volveríamos hacer la elección de nuevamente. Ronnie, amaba mucho a los libios, en especial a sus estudiantes… Él hizo todo lo posible para vivir su fe con humildad y respeto en una comunidad de personas con una fe diferente a la nuestra.

A sus asesinos quiero decirles que yo los amo y los perdono. ¿Cómo podría ser diferente? Jesús nos enseñó a “amar a nuestros enemigos”, no matarlos o tomar venganza. Jesús sacrificó su vida por amor a las personas que le quitaron su vida, e hizo lo mismo por todos nosotros. Su muerte y resurrección abrieron la puerta para seguir el camino de Dios, en paz y perdón. Debido a lo que hizo Jesús, Ronnie, ahora está con Jesús en el cielo. Jesús no vino sólo para llevarnos al cielo cuando morimos, sino para traer la paz y restaurar a esta Tierra. Ronnie los amaba, porque Dios los ama.

Pueblo de Libia, yo siempre esperé que Dios nos diera un corazón para amarles, pero nunca esperé que ustedes nos amaran tanto. Nosotros venimos para bendecirlos, pero nosotros hemos sido bendecidos mucho más. Gracias por su apoyo y amor por Ronnie, por mí y por nuestro hijo Hosea. Desde la muerte de Ronnie, mi amor por ustedes ha aumentado de una manera que yo no puedo imaginar... Quiero a todos ustedes, pueblo de Libia, sepan que estoy orando por la paz y la prosperidad de Libia. La sangre de Ronnie derramada en suelo libio, fomente la paz y la reconciliación entre el pueblo libio y Dios”. AcontecerCristiano.Net
Tecnología de Blogger.