Trump da duro golpe a "industria del aborto" y cancela asignación de fondos

La administración de Trump ha cancelado la transferencia de fondos a las clínicas de aborto, lo que se ha interpretado como un golpe mortal en la llamada "industria del aborto", que utilizan el discurso de promover "salud pública" impidiendo el nacimiento de un bebé.

Organizaciones como Planned Parenthood, que dirige una red de clínicas de aborto en Estados Unidos y es la mayor promotora de la agenda abortista en el mundo, es una de las afectadas por esta medida dictada por el gobierno de Trump. La medida de Trump evitará que cerca de 60 millones de dólares sean transferidos ​​a estas organizaciones.

"La propuesta no necesariamente quita los fondos de la Planned Parenthood, siempre y cuando estén dispuestos a desvincular el presupuesto público del aborto como método de planificación familiar", explicó un funcionario del gobierno de Trump a la cadena estadounidense CNN.

"Cualquier beneficiario que realice, apoye o conduzca a las pacientes para el aborto tiene la opción: desvincularse del aborto o financiar sus actividades con fondos recaudados en el sector privado.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders, declaró que la propuesta "cumple la promesa de Trump de seguir mejorando la salud de las mujeres y asegurar que los fondos federales no se utilicen para financiar la industria del aborto".

A pesar del cambio en las leyes el año pasado, impidiendo que el dinero federal financiara directamente procedimientos abortivos, grupos como la Planned Parenthood continuaban beneficiándose del financiamiento público por ofrecer otros servicios, como exámenes anuales o de rutina.

La nueva norma, firmada por Trump, declara que estos servicios necesitan ser llevados a cabo en un lugar diferente y operados por otros empleados. Sólo entonces la institución seguirá recibiendo dinero del gobierno. Sin embargo, este paso sólo se podía utilizar para "servicios no relacionados con el procedimiento abortivo".

Marjorie Dannenfelser, presidenta de la organización pro-vida Susan B. Anthony List, dijo: “Agradecemos al presidente Trump por tomar medidas para desentrañar los contribuyentes del negocio del aborto".

"Planned Parenthood, es el negocio de aborto más grande de la nación, y es responsable de más de 300,000 abortos al año y ha estado recibiendo 50 a 60 millones de dólares en fondos de contribuyentes anualmente". dijo Dannenfelser. AcontecerCristiano.Net
Con tecnología de Blogger.