Cientos de chinos aceptan a Cristo y agradecen el haber conocido el Evangelio en EEUU

Cientos de chinos aceptan a Cristo y agradecen el haber conocido el Evangelio en EEUU
Cerca de 170 inmigrantes chinos conocieron por primera vez el Evangelio en EE.UU. y aceptaron a Cristo como Salvador. Ahora forman parte de una congregación de 600 miembros.

El pastor del ministerio chino es Jinshan Wang, un hombre que no sabía nada de Jesucristo hasta que llegó a EEUU. "Antes que conociéramos del Señor, Dios envió a sus siervos para que nos enseñaran el Evangelio", dijo el pastor.

Wang y su familia congregan en la Iglesia de Cristo al sur de la ciudad de Baton Rouge en Louisiana. "Si no fuera por los cristianos estadounidenses, quienes nos enseñaron del amor de Dios, ninguno de nosotros sabría de Jesús", dijo, según publica Christian Chronicle.

El pastor Wang es uno de los cientos de inmigrantes chinos que decidieron unirse al cristianismo, gracias a la labor evangelizadora de los hermanos de la iglesia.

Cada domingo, los hombres y mujeres chinos se ubican en las primeras bancas de la iglesia, participando en la adoración junto a los hermanos estadounidenses. Aproximadamente 70 chinos dirigen los estudios en grupos pequeños de la iglesia.

Erhei Liang, un emigrante chino que llegó con su esposa a Baton Rouge en 1986, para seguir un doctorado en la universidad, dice que fue su compañero de estudio, Doug Traylor, fue quien le habló de Jesucristo y les invitó a la iglesia.

"Cuando llegamos a la iglesia, nos recibieron los hermanos y hermanas y nos trataron como familia", dijo Liang. Traylor y Ray Morris, se reunían con ellos en su departamento para estudiar la Biblia. Posteriormente la pareja china se bautizó.

Comenzaron a trabajar en el ministerio, para enseñar la Palabra de Dios a sus compatriotas inconversos. Muchos chinos conocieron a Jesús y se involucraron en la iglesia, mientras que otros han regresado a su país para predicar el evangelio allí.

Hace tres años, el ministerio chino de la iglesia comenzó a financiar los esfuerzos de la misión en China, dedicando un tercio de su presupuesto para la obra misionera.

"Creo que ser cristiano es lo más maravilloso sobre la tierra. Vivir la vida cristiana es lo ideal en este mundo", dijo Liang. AcontecerCristiano.Net
Tecnología de Blogger.